Luego de la reunión en el ministerio de Trabajo donde fueron citados representantes de la Municipalidad de Quilmes y de la Asociación de Trabajadores del Estado, delegación Quilmes, el gremio mostró como gesto de buena voluntad levantar la permanencia en el edificio municipal a la espera de una respuesta positiva por parte de la intendenta Mayra Mendoza por la reincorporación de trabajadores desplazados de sus puestos laborales.

“En la mañana de hoy se produjo la reunión en el ministerio de Trabajo, donde el secretario general de ATE y de la CTA Autónoma de Quilmes, Claudio Arévalo, se presentó por la parte gremial y por el ejecutivo municipal el secretario de Legal y Técnica Claudio Carbone”, indicó el gremio, y agregó que “fruto de la lucha se logró una nueva audiencia donde se van a tratar las reincorporaciones de todos los trabajadores”.

De la misma forma, expresaron: “tenemos mucha confianza en que ahora que tomó intervención la intendenta Mayra Mendoza, podamos resolver el conflicto. Como gesto de buena voluntad hemos decidido momentáneamente levantar la permanencia pacífica a la espera de la mencionada reunion”.