En el marco de una economía Argentina que se encuentra, actualmente, en una situación de inestabilidad muy fuerte, con caída del poder adquisitivo, creciente desempleo, inflación y cierres constantes de industrias y comercios; en relación a esto, desde el Instituto de Estudio y Administración Local (IDEAL) de Quilmes realizaron un relevamiento de información sobre las condiciones económicas con las que deben convivir diariamente los comerciantes del Partido de Quilmes.

Desde el IDEAL expresaron: “En primer lugar, le preguntamos a los comerciantes sobre la situación de las ventas en los últimos dos años: el 91% de los encuestados considera que las ventas han bajado, el 7% que se han mantenido, mientras que solo el 2% considera que las ventas han subido. Se puede observar aquí como los comerciantes de la ciudad han sido gravemente perjudicados por las políticas llevadas a cabo por el Gobierno Nacional y por la falta de decisión, planificación e implementación de políticas públicas del Gobierno Municipal en materia comercial y asistencial”.

“En relación a la proyección que los comerciantes de Quilmes hacen a futuro respecto a su situación comercial particular, el 36% de los encuestados espera que la situación mejore leve o sustancialmente, mientras que el 64% considera que la situación comercial empeorará en los próximos meses o, a lo sumo, se mantendrá igual que ahora, dando a entender el poco optimismo que tienen sobre la coyuntura económica actual”, sostiene el informe.

Del mismo modo, consultaron la relación del aumento de tarifas en los servicios y sus consecuencias: “El 83% sostiene que el aumento en los servicios afecto tanto en el funcionamiento del comercio como también en las ganancias del local provocando que la situación sea insostenible, el 7% considera que el aumento en los servicios públicos impide que siga el funcionamiento del comercio por lo que tienen decidido cerrar sus puertas en los próximos meses si la situación no se revierte, mientras que solo el 10% de los comercios encuestados afirman que el aumento de los servicios no representan una perdida importante”.